Gracias por suscribirte! 🎉

Gracias 🎉por suscribirte!

Revisa tu bandeja de entrada para ver nuestra newsletter mensual

Subscríbete a nuestra newsletter 😊

Por qué el código bajo es el futuro de las aplicaciones empresariales

Por qué el código bajo es el futuro de las aplicaciones empresariales

Todos en monday.com

Ya lo has oído antes. Hoy en día, todas las empresas son empresas de software.

En la era digital, es imposible lograr tus objetivos comerciales sin un arsenal completo de aplicaciones empresariales para respaldar las funciones internas. Disponer de las herramientas adecuadas permite a tus empleados extraer el máximo valor de los datos, mejorar la eficiencia de los procesos, reducir el trabajo manual y aumentar la velocidad general.

Sin embargo, muchas organizaciones están luchando para equipar a sus equipos con las herramientas que necesitan.

Este desafío puede reducirse a cinco obstáculos principales:

  • Falta de capacidad: los desarrolladores de TI están sobrepasados y no tienen la capacidad de mantenerse al día con la demanda interna de aplicaciones personalizadas.
  • Presupuestos insuficientes: los departamentos y equipos individuales a menudo no pueden permitirse comprar las aplicaciones necesarias o contratar expertos para crear las herramientas que necesitan.
  • Sistemas antiguos y obsoletos: aunque existe una clara necesidad de modernizar los sistemas obsoletos, desvincularlos de los procesos comerciales y sustituirlos por sistemas digitales ágiles, esto es molesto y costoso. 
  • Brecha de habilidades: los usuarios comerciales no técnicos («empleados no especializados») carecen de los conocimientos y la experiencia necesarios para crear las aplicaciones con mucha codificación que requieren en sus flujos de trabajo diarios.
  • Necesidad de velocidad: incluso con un DevOps efectivo implementado, la velocidad del desarrollo en sí es a menudo lenta debido a su complejidad. Como resultado, maximizar la productividad de los desarrolladores en medio de la creciente demanda de aplicaciones empresariales es un gran desafío.

Afortunadamente, las plataformas de código bajo/sin código pueden hacer frente a todos los desafíos mencionados. Para los desarrolladores, las capacidades de «código bajo» les permiten trabajar más rápida y eficientemente. Para aquellos que no son desarrolladores, las herramientas «sin código» les permiten construir, modificar y utilizar aplicaciones empresariales que satisfagan las necesidades emergentes casi tan pronto como surja esa necesidad. 

Los software de código bajo/sin código permiten a las organizaciones hacer frente a las nuevas necesidades con rapidez y agilidad. Ayudan a las organizaciones a resolver problemas empresariales, mejorar la colaboración y la productividad de los equipos, alcanzar objetivos empresariales y desarrollar un ecosistema digital maduro para lograr una ventaja competitiva.

Cómo funcionan las plataformas de código bajo/sin código

Las plataformas de código bajo/sin código permiten a los usuarios construir aplicaciones completas utilizando un enfoque de desarrollo visual en lugar del método tradicional de escribir miles de líneas de código complejo, un proceso que de otro modo sería complicado, largo y requeriría muchos recursos. 

Aunque las plataformas de código bajo y las sin código funcionan mejor cuando se usan juntas, hay diferencias entre ellas y no son intercambiables.

Las plataformas sin código están diseñadas para que los usuarios comerciales sin experiencia en codificación puedan armar aplicaciones utilizando bloques de construcción reutilizables y funcionales. 

Las plataformas de código bajo requieren cierta codificación, pero hacen que para los desarrolladores sea mucho más fácil y rápido producir aplicaciones nuevas.

Tanto las plataformas de código bajo como las sin código proporcionan a TI la capacidad plena de decidir qué usuarios tienen acceso a los datos, las funcionalidades y los sistemas. TI mantiene medidas para asegurar los datos de acuerdo con las políticas de seguridad de la empresa.

Cuando se combinan, las plataformas de código bajo y las sin código permiten un rápido desarrollo de aplicaciones que satisfacen necesidades empresariales precisas con el talento y los recursos de los que dispones hoy en día. 

El código bajo permite a TI crear bloques de construcción nuevos reutilizables que los usuarios comerciales pueden mejorar y mantener de forma autónoma sin ninguna codificación adicional. 

Libera la velocidad y desata niveles nuevos de productividad 

Las plataformas de código bajo/sin código ayudan a impulsar la autonomía de los equipos que no son de desarrollo dentro de las grandes empresas para satisfacer su propia necesidad de aplicaciones empresariales sin depender o esperar a que el departamento de TI se ocupe de ello. 

Con estas capacidades, los empleados sin conocimientos de desarrollo o experiencia en ciencias de la información pueden crear aplicaciones empresariales funcionales con interfaces de usuario modernas que pueden integrarse en sus sistemas empresariales principales. Al mismo tiempo, estas plataformas permiten a los desarrolladores de TI completar tareas complejas de forma más rápida y eficaz. 

Esto genera un gran alivio para los atareados equipos de TI y de desarrollo, a la vez que aumenta el ritmo general del desarrollo de aplicaciones. También ahorra dinero al eliminar la necesidad de contratar expertos especializados o comprar aplicaciones empresariales nuevas cada vez que surge una necesidad. 

Sin embargo, el software sin código no reemplaza a los desarrolladores o científicos de datos. En realidad, estas plataformas complementan y amplían las capacidades internas existentes para brindar funciones comerciales y aumentar la velocidad y agilidad. 

¿Qué son las aplicaciones empresariales?

Antes de que nos sumerjamos en todas las formas en que las organizaciones pueden usar las plataformas de código bajo/sin código, primero veamos algunos términos importantes.

Cuando decimos «aplicaciones empresariales», ¿qué queremos decir exactamente?

Las aplicaciones empresariales, también conocidas como aplicaciones de software empresarial, se definen como el software que las grandes organizaciones utilizan para crear y ejecutar funciones comerciales básicas, como las ventas, la atención al cliente, la mercadotecnia, la cadena de suministro o la inteligencia empresarial. Se interconectan o integran con otras aplicaciones empresariales y juntas crean un sistema empresarial más grande.

¿Qué hace que una aplicación sea «de nivel empresarial»?

La tecnología que se clasifica como «de nivel empresarial» está diseñada para servir a las corporaciones que tienen cientos o miles de empleados. Estas organizaciones requieren soluciones integrales, robustas, escalables y seguras. 

Implementación, incorporación y seguridad: 3 grandes desafíos de las aplicaciones empresariales

Aunque están diseñados para servir a grandes empresas, la propia escala de los software de nivel empresarial puede ser un obstáculo. A menudo, las soluciones empresariales vienen con implementaciones problemáticas que llevan mucho tiempo y requieren experiencia para poder comenzar a funcionar. 

Por ejemplo, muchas organizaciones contratan consultores para que las ayuden a comparar proveedores o determinar cómo satisfacer las necesidades de las aplicaciones empresariales internamente. Además del costo del propio software, la implementación puede ser costosa en términos de pérdida de productividad. Por último, la gestión continua exige profesionales de TI, lo cual a menudo hace que sea necesario ampliar el equipo de TI y contratar expertos en la plataforma.

Las aplicaciones empresariales también suelen implicar tiempo, energía y recursos considerables que se dedican en la incorporación de los usuarios. Seamos sinceros, nadie piensa que las aplicaciones empresariales son algo divertido o fácil de usar. De hecho, la incorporación es uno de los aspectos más desafiantes de la tecnología empresarial. 

Sin una incorporación efectiva los usuarios tendrán dificultades para utilizar las aplicaciones empresariales. Según un estudio de WalkMe, el 74,1 % de los empleados indicó que la falta de capacitación en el software es la mayor barrera para usarlo. Solo el 14,5 % dijo estar muy satisfecho usando el software de su lugar de trabajo.

La capacitación ineficiente y los problemas de uso contribuyen a una baja adopción digital, lo cual significa que los usuarios no podrán utilizar las funciones y capacidades importantes del software que impulsan el valor comercial. Si los usuarios solo aprovechan algunas funciones básicas, el retorno de la inversión de la tecnología es automáticamente menor. En el peor de los casos, los empleados evitarán usarla por completo. Para muchos empleados, seguir aplicando procesos anticuados o ineficientes parece ser una opción más fácil que someterse a una capacitación de una plataforma nueva y confusa que les llevará mucho tiempo.

La seguridad es otra cuestión importante que hay que tener en cuenta al aplicar y utilizar programas informáticos de nivel empresarial. La gestión de la identidad y el acceso es una preocupación primordial de los equipos de seguridad, que tienen la tarea de garantizar que todas las soluciones de software y los usuarios cumplan con las normas de seguridad más estrictas. 

Las empresas necesitan que las plataformas que utilizan tengan permisos granulares, pero claros, para gestionar de forma segura a miles de usuarios, lo cual hace que la integración del SSO sea crucial. Además, la autenticación de dos factores se ha convertido en un requisito común para muchas empresas. Es importante señalar que muchas plataformas de código bajo y sin código aún carecen de esta capacidad, por lo que es esencial verificar que la solución que estás considerando la ofrece antes de comprarla.

Ejemplos comunes de aplicaciones empresariales Saas

Las aplicaciones empresariales SaaS están impulsando un crecimiento masivo del gasto mundial en TI. En todo el mundo, el SaaS representa el mayor segmento del mercado, con unos ingresos que se prevé que aumenten de $ 99 500 millones en 2019 a $ 116 000 millones en 2020, según Gartner. Para 2022, se espera que la industria del SaaS tenga un valor de $ 151 000 millones. 

Los productos SaaS representan una gran parte de las aplicaciones empresariales y seguirán dominando el mercado de la informática. Esta es una lista de aplicaciones empresariales SaaS comunes:

  • Software de comunicaciones (Zoom, Slack)
  • Software de atención al cliente (Intercom, Zendesk)
  • Sistemas de mercadotecnia por correo electrónico (Hubspot, Marketo)
  • Gestión de relaciones de clientes (Salesforce, Oracle CRM)
  • Software de recursos humanos (Workday, SuccessFactors, Talentsoft)
  • Software de planificación de recursos empresariales (Netsuite, Microsoft Dynamics AX, SAP)

 

Aplicaciones comerciales vs. aplicaciones personalizadas 

Una de las principales decisiones a las que se enfrentan los compradores de programas informáticos y los administradores de aplicaciones empresariales al tratar de invertir en aplicaciones empresariales es si deben adquirir aplicaciones empresariales estándar o aplicaciones personalizadas. Lamentablemente, ambas opciones tienen importantes desventajas que sobrecargan a los departamentos internos de TI y generan mayores costos.

Las aplicaciones comerciales están preelaboradas y poseen un conjunto de funcionalidades diseñadas para servir a una base de usuarios lo más amplia posible. Pueden estar cargadas de características y capacidades, pero solo un subconjunto será relevante para la necesidad o el problema empresarial exacto que estás tratando de resolver (y, de todas formas, deberás pagar por todas). 

Si bien las aplicaciones comerciales pueden ser menos costosas inicialmente, muchas imponen limitaciones sobre cuándo y con qué frecuencia pueden actualizarse y cómo pueden adaptarse a escenarios comerciales nuevos o cambiantes. Después de comprar el software, es posible que debas pagar por actualizaciones posteriores o funcionalidades nuevas.  

Otra desventaja es que para aprovechar al máximo estas aplicaciones es necesario que los usuarios cambien su forma de trabajar. En lugar de adoptar una herramienta que pueda adaptarse a las necesidades de tu organización y mejorar los procesos existentes, las aplicaciones comerciales a menudo requieren que cambies tus procesos para adaptarlos al software. 

Esto crea un gran desafío de adopción. En primer lugar, es probable que los empleados se resistan a los cambios en los procesos a los que están acostumbrados y en los que confían, especialmente cuando además necesitan aprender a usar un software nuevo. El costo de comprender qué procesos deben cambiar, de capacitar a los empleados y de reforzar estos cambios es increíblemente alto para las grandes empresas. 

Por último, adoptar una solución genérica no ayuda mucho a tu ventaja competitiva o a la capacidad de tu marca para parecer innovadora. 

El software hecho a medida es una alternativa popular por su capacidad de satisfacer las necesidades individuales de cada empresa. A diferencia de los software comerciales, las soluciones personalizadas se crean específicamente para las organizaciones que las compran y se aseguran de satisfacer las necesidades únicas de cada organización. 

La adopción por parte de los usuarios también tiende a ser más fácil. El software hecho a medida se adapta a los flujos de trabajo de los empleados y es lo suficientemente flexible como para modificarse a medida que las necesidades y prácticas empresariales cambian con el tiempo. 

Sin embargo, la construcción de un software nuevo desde cero es costosa y requiere muchos recursos. Por lo general, las organizaciones que desean una aplicación personalizada eligen esta opción porque no existe una solución comercial que satisfaga sus necesidades. Ya sea que decidan contratar a un desarrollador para que les construya el software o lo desarrollen internamente, el amplio alcance del proyecto requerirá más tiempo y un presupuesto mucho mayor. 

También es importante tener en cuenta el costo de mantener y alojar programas informáticos hechos a medida. Cada vez que la empresa desee implementar actualizaciones de software o identifique la necesidad de solucionar problemas de seguridad, esto requerirá una gran cantidad de tiempo de desarrollo, lo cual es costoso para todas las empresas y escaso para muchas.

Cómo las plataformas de código bajo/sin código están cambiando el desarrollo de las aplicaciones empresariales

Usualmente, ni los software comerciales ni las soluciones personalizadas satisfacen la necesidad de las empresas de implementar rápidamente aplicaciones comerciales altamente personalizadas. 

Las plataformas de código bajo y sin código han surgido como una fuerza vital y una alternativa popular al desarrollo de aplicaciones. 

De hecho, para 2024, tres de cada cuatro grandes empresas utilizarán un mínimo de cuatro herramientas de desarrollo de código bajo para apoyar el desarrollo de aplicaciones informáticas e iniciativas de desarrollo de los usuarios no especializados, según indica Gartner. Al mismo tiempo, el desarrollo de aplicaciones de código bajo representará más del 65 % de toda la actividad de desarrollo de aplicaciones.

¿Por qué aumenta la demanda?

Hay algunos factores primarios que están estimulando la demanda de plataformas de código bajo/sin código. 

Hay una necesidad esencial de modernizar los antiguos sistemas heredados, escasez de desarrolladores calificados completos, y una creciente necesidad de aplicaciones empresariales avanzadas. 

Las organizaciones experimentan estos desafíos en diversos grados, pero todos están interconectados. Para las empresas tradicionales e incluso algunas empresas emergentes, la dependencia en los sistemas heredados que están profundamente arraigados en los procesos comerciales básicos puede ser difícil de eliminar, incluso cuando la necesidad de una herramienta más sofisticada es evidente. 

Encontrar desarrolladores calificados siempre es un desafío, y atraerlos a tu organización es otro. Sin embargo, sin desarrolladores talentosos, la creación de sistemas internos nuevos desde cero no es una opción. Incluso con ellos, la construcción interna de herramientas nuevas es, a menudo, injustificadamente cara. 

Mientras tanto, los equipos y departamentos de toda la empresa exigen herramientas nuevas que les permitan hacer mejor su trabajo. Los desarrolladores de TI internos simplemente no pueden seguir el ritmo. 

Ocuparse de todas estas preocupaciones requiere tiempos y recursos valiosos, lo cual ralentiza el negocio.

Aquí es donde entra en juego el verdadero valor de las plataformas de código bajo/sin código.

Las plataformas de código bajo/sin código equipan a las empresas para satisfacer la demanda

Las plataformas de código bajo/sin código permiten y potencian a las empresas para satisfacer la demanda de aplicaciones empresariales nuevas sin sobrecargar a TI, agotar los recursos o cubrir la escasez de talentos de alto costo: tres barreras importantes para la adquisición y el desarrollo de aplicaciones empresariales.

Como afirma Gartner en su informe Plataformas de aplicaciones empresariales de código bajo, «Los proveedores [de aplicaciones de código bajo] representan la vanguardia del movimiento para democratizar el desarrollo de aplicaciones, reemplazando cada vez más el desarrollo de aplicaciones comerciales estándar en Java o .NET, y brindando alternativas diferenciadoras a las aplicaciones comerciales ya existentes o a las aplicaciones SaaS».

La capacidad de los empleados no especializados para utilizar herramientas de desarrollo visual sin código y satisfacer sus propias necesidades no solo democratiza una capacidad esencial en las empresas, sino que también desbloquea niveles de velocidad nuevos. 

Comparado con el desarrollo de software tradicional, las plataformas de código bajo/sin código pueden aumentar la eficiencia de los programadores en un 50 %-90 %, según un estudio de 451 Research

John Rymer, vicepresidente y analista principal de Forrester, sugirió que el código bajo puede hacer que el desarrollo de software sea 10 veces más rápido que el método de escritura de código complejo.  

Al mismo tiempo, las herramientas de desarrollo de código bajo permitirán a los desarrolladores alcanzar una velocidad sin precedentes con la automatización y la edición visual. Con plataformas de código bajo y sin código, las empresas pueden transformar rápidamente sus meras ideas en aplicaciones funcionales que ahorran tiempo. El resultado es una mayor velocidad y agilidad, al mismo tiempo que se incrementa la calidad general del trabajo. 

 

¿Qué tipo de aplicaciones deben construirse con plataformas de código bajo o sin código?

Cuando la mayoría de las personas piensa en aplicaciones empresariales, piensa automáticamente en los sistemas centrales de registro, como las soluciones CRM, ERP y HCM. Estos sistemas, aunque de gran alcance, representan solo una pequeña parte del ecosistema digital con el que los empleados interactúan diariamente.

En realidad, los empleados usan docenas de aplicaciones diseñadas para satisfacer casos de uso específicos en nichos dentro de dominios más grandes. Por ejemplo, los especialistas en mercadotecnia no solo usan el CRM. Necesitan una amplia gama de herramientas, incluidas aquellas que pueden monitorear sus KPI específicos, automatizar la mercadotecnia por correo electrónico, realizar análisis de datos y reportes, administrar la planificación de las redes sociales, rastrear las trayectoria de contenido, administrar campañas y eventos, y mucho más. Cada una de estas herramientas tiene sus propios costos, requisitos de capacitación, problemas de seguridad, desafíos de adopción por parte de los usuarios, necesidades de administración de TI, etc. 

De acuerdo con el informe de Tendencias de SaaS 2019 de Blissfullyel empleado promedio de una empresa utiliza ocho aplicaciones al día. Las organizaciones de 501 a 1000 empleados usan un promedio de 151 aplicaciones, mientras que las empresas de más de 1001 empleados tienen una pila de 203 aplicaciones. 

Esta es una de las razones por las que las herramientas de código bajo/sin código han surgido como activos esenciales. A medida que surge la necesidad de aplicaciones nuevas y específicas, las organizaciones pueden posicionarse para construir soluciones altamente personalizadas, escalables y seguras dentro de la empresa a un bajo costo con plataformas de código bajo/sin código. Con ellas, puedes potenciar a los empleados y convertir las ideas de negocio en soluciones funcionales en un período de tiempo corto. 

Repasemos algunos ejemplos:

 

Marketing

Una mercadotecnia exitosa requiere un análisis de datos de alto nivel, una experimentación constante y una entrega rápida.

Como Matt Nigh, un líder de pensamiento de TI de Seattle, escribió en Medium: «Cualquier desarrollador que haya trabajado para un equipo de mercadotecnia sabe que nunca eres lo suficientemente rápido. Los especialistas en mercadotecnia quieren las cosas ya, aunque sean imperfectas». 

Las plataformas de código bajo/sin código que ayudan a los especialistas en mercadotecnia a reducir la dependencia de TI les permitirán, en última instancia, alcanzar el nivel de velocidad y personalización que buscan. Por ejemplo, las plataformas sin código que les permiten planificar, ejecutar y realizar un seguimiento de las campañas de mercadotecnia entre canales, con todos los flujos de trabajo y los reportes necesarios, les permitirán ser más autosuficientes y eficaces para alcanzar sus metas.

 

Integración y automatización de aplicaciones empresariales

A medida que los recursos digitales de los empleados continúan expandiéndose, han surgido una gran cantidad de nuevos desafíos tecnológicos, empresariales y para los usuarios. 

La integración de un alto volumen de sistemas complejos y dispares es un gran desafío técnico. Y mientras que las empresas comprenden la necesidad de equipar a los empleados con funcionalidades digitales emergentes, a menudo pasan por alto cómo la gran cantidad de herramientas puede realmente dañar la productividad y generar agotamiento. 

Como resultado, existe una clara necesidad de flujos de trabajo fluidos entre plataformas para proteger la velocidad y la eficiencia. Actualmente, la automatización del flujo de trabajo es una de las capacidades más maduras de las tecnologías de código bajo/sin código, y puede aplicarse prácticamente a cualquier proceso. 

Por ejemplo, el software de código bajo/sin código que se integra con tus aplicaciones existentes puede agilizar el intercambio de información y automatizar los flujos de trabajo. Esta es la forma más fácil de satisfacer la creciente necesidad de capacidades nuevas mientras se mitigan los efectos de la fragmentación digital.

Por ejemplo, con una solución que permite una integración perfecta, el departamento de TI ya no tendrá que gestionar cuentas y permisos en varios sistemas para cada empleado que necesite acceso, porque puede ofrecer esta capacidad a través de una aplicación integrada. Lograr esta capacidad a través del desarrollo de aplicaciones de código bajo/sin código reduce una pesada carga en TI y les permite centrar su experiencia en tareas más exigentes. 

 

Desarrollo de software 

Aunque los desarrolladores tienen la experiencia y los conocimientos necesarios para construir aplicaciones con código complejo, pueden beneficiarse de un software de código bajo/sin código que les ayude a trabajar más rápido y a eliminar los procesos tediosos.

Las capacidades de código bajo/sin código tienen el potencial de reducir enormemente el tiempo de trabajo de los desarrolladores, permitiéndoles crear prototipos, probar y desplegar herramientas a una velocidad rápida. Estas plataformas aceleran el desarrollo permitiendo que los desarrolladores no hagan el trabajo repetitivo y mundano, y que automaticen las tareas técnicas. 

Con el modelado visual, los desarrolladores pueden obtener una comprensión más clara de los requisitos, crear mejores diseños y, en última instancia, construir sistemas más sostenibles. Otro beneficio de una menor codificación manual es que hay menos espacio para los errores, lo cual permite un ahorro de costos aun mayor a largo plazo.

La función de las plataformas de código bajo/sin código en el desarrollo de aplicaciones empresariales: 2020 y más allá

En la actualidad, una TI eficaz requiere una gestión inteligente de los sistemas empresariales, lo cual significa cada vez más la construcción de un ecosistema digital hecho a medida. Mientras las organizaciones continúan invirtiendo en tecnologías de transformación digital, deben considerar qué aplicaciones y plataformas satisfarán sus necesidades específicas al menor costo, con menos recursos internos de TI y con una interrupción mínima.

Los gerentes de aplicaciones empresariales, los jefes de equipo de TI, los directores de informática, los directores técnicos y los jefes de departamento elevarán su infraestructura de TI a un nivel superior adoptando plataformas que ofrezcan desarrollo de aplicaciones de código bajo y sin código. 

La tecnología de código bajo/sin código permite a las organizaciones superar los obstáculos habituales en la adquisición de aplicaciones empresariales y en la satisfacción de necesidades únicas. Los departamentos de toda la organización tienen el potencial de desarrollar, probar y utilizar aplicaciones sin depender de TI. 

Después de aliviar parte de esta demanda, las organizaciones pueden beneficiarse de mayor capacidad para aplicaciones personalizadas, menores costos, una implementación más rápida y transiciones más fáciles de los sistemas heredados a las aplicaciones modernas.

Algunas empresas ya han comenzado a comprender el valor de la tecnología de código bajo, pero no se han dado cuenta de cómo incorporar herramientas sin código para usuarios comerciales puede aumentar aún más esos beneficios. Con ambas, los desarrolladores pueden centrarse en trabajos de alto valor, mientras que los usuarios comerciales disfrutan de la independencia de construir y mejorar aplicaciones para atender sus propias necesidades. 

¿No puedes registrarte? Contáctanos. Estamos disponibles las 24/7.